viernes, 19 de marzo de 2010

Una reflexión sobre el Coto Valdorba


Panorámica de San Pelayo vista desde Guerinda.


Resrva Natural Monte del Conde.


Reserva Natural Mote de Olleta


Engañosa imagen de calma y sosiego en las cercanías de Bezkiz.
Fotografías : J. M. S.


Después de la batería de entradas de esta semana, el asunto merece una sencilla reflexión.

Es cierto que leyes y naturaleza pueden sucumbir ante los embates de macroproyectos desarrollistas impulsados o apoyados por grandes intereses económicos y/o políticos, y ejemplos no faltan. También es cierto que se hacen Estudios de Impacto Ambiental a la carta, y que el interés y preparación de jueces y fiscales en temas mediambientales deja bastante que desear. Por desgracia, todo esto es cierto.
En el caso del Coto Valdorba, en cambio, aplicar la ley y proceder a su clausura no debería plantear ningún problema, ya que únicamente se trata, si no hay otros interses ocultos, de los intereses de una pequeña empresa familiar.
¡Y debería hacerse ya! 24 años de coto de coto intensivo es más que suficiente.

¡Coto Valdorba behingoz eta betirako itxita!

Un aspecto positivo del coto: En su restaurante se come bien a precio módico.

1 comentarios:

Anónimo dijo...

Interesante tu blog. Me gustaría poder ponerme en contacto contigo. ¿Hay alguna manera de hacerlo?.
Gracias y un saludo.